1/29/14

No soy Cindy Sherman, intento número 2



He perdido la cuenta de los cielos
cuando no puedo contenerme más


























Por eso, decir adiós es importante.
¿Me entiendes?

Sino, nunca te marchas de aquí.